El pueblo que le tenía pánico a los muertos

En un pequeño pueblo del norte de Inglaterra, le tenían tanto miedo a los muertos que cortaron, rompieron y quemaron sus esqueletos para asegurarse de que no salieran de sus tumbas.

Los huesos estudiados por los arqueólogos de Historic England y la Universidad de Southampton eran 137 pedazos de huesos humanos rotos que se encontraron en el pueblo Wharram Percy (próspera comunidad medieval, cuya economía se basaba en la cría de ovejas) en Yorkshire Norte y que se datan entre el siglo IX y el XVI.

Parece que la intención era evitar que los cadáveres se levantaran de sus tumbas, agrediendo a los vivos y propagando enfermedades.

Las marcas de los cuchillos en su mayor parte estaban en la cabeza y el cuello, aunque también había evidencia de quemaduras en partes del cuerpo y algunos huesos rotos ocasionados después de la muerte.

El equipo de investigación descartó que los restos hayan sido canibalizados por aldeanos hambrientos y un análisis de los dientes, reveló que los muertos crecieron cerca de donde fueron enterrados.

Fuente:bbc.com

Quizás también te interese…

LOS CADÁVERES ESTÁN “CONTAMINANDO” EL PLANETA

SE ACERCA EL FINAL DEL SER HUMANO O TAL VEZ OTRO PRINCIPIO: OVEJAS BEBÉS CRECIENDO EN UN ÚTERO ARTIFICIAL

UN POCO DE FILOSOFÍA, LA MUERTE SEGÚN:

Otras noticias

Próxima apertura

Próxima apertura

CompartirFacebookGoogle+TwitterLinkedin

El duelo

El duelo

El duelo es el proceso de adaptación emocional que sigue a una pérdida. En el duelo se...

La elaboración del duelo

La elaboración del duelo

La elaboración del duelo es el transcurso del proceso desde que se produce la pérdida...

La Eutanasia

La Eutanasia

La Eutanasia está ligada al desarrollo de la medicina moderna. Para parte de la...

Nuestro inconsciente y la...

Nuestro inconsciente y la...

El filósofo Mario Bunge dice “la muerte no es un misterio para quien sepa algo de...

Testamento vital

Testamento vital

El testamento vital, es un documento de voluntades anticipadas por el que un ciudadano,...